Logotipo Baby Control Agenda Digital Logotipo Baby Control Electrónica para guarderías y escuelas infantiles
X Acceso Prueba Gratis
Volver

Papá: quiero tener un perrito

Niño muy feliz acompañado de un perro

Durante la infancia, son muchos los niños que piden tener en casa una mascota. Y entonces se plantea un dilema familiar que tarde o temprano deberá ser respondido. Aunque no es una decisión fácil, sobre todo para aquellos que ya han convivido en casa con animales y saben las enormes satisfacciones así como las responsabilidades que trae convivir con mascotas, te desvelamos algunas claves que quizá te ayuden a tomar la decisión más acertada.

Un estudio realizado por una Universidad de Finlandia y publicado de la prestigiosa revista científica “Pediatrics” demostró que los bebés que crecen con una mascota en casa tienen menos problemas de salud. Lo que venía a concluir este artículo era que los animales fortalecen el sistema inmunológico de los bebés, ya que éste crece rodeado de un mayor número de bacterias y esto fortalece sus defensas. En particular, se comprobó que perros y gatos previenen las infecciones de oído, tan comunes en los bebés, y consiguen disminuir el número de resfriados durante el invierno. La otitis es uno de los problemas médicos más comunes en niños menores de tres años. Se calcula que al menos la mitad de los niños de tres años la han padecido en alguna ocasión.

Cuando llega un bebé a una casa es común que muchos padres renuncien a una mascota por la suciedad que supone tener a un animal en un entorno, el del bebé, que los padres tratan de proteger al máximo. Sin embargo, los expertos señalan que es positivo que los bebés entren en contacto con diversos microorganismos, ya que este hecho es el que hace que las defensas del bebé se fortalezcan y se reduzcan, de esta manera, el riesgo de padecer enfermedades infecciosas. El sistema inmune se acostumbra a luchar contra agentes patógenos y se prepara mejor para afrontar enfermedades.

Los efectos positivos de tener una mascota en casa han sido muchas veces analizados. Desde el punto de vista psicológico o emocional. Cuidar a un animal es buen antídoto contra la depresión a cualquier edad y el cariño que dan los animales lo pueden atestiguar una infinidad de personas que comparten su vida con estos animales. Sin embargo, tener un animal en casa supone una gran responsabilidad para toda la familia y por tanto, debe ser consensuada dentro del seno familiar.

Si la familia decide que es bueno para ellos tener un animal en casa, conviene recabar la máxima información posible sobre el animal elegido, ya que este debe ser adecuado a la forma de vida de la familia. Además, los niños deben tener claro en qué consiste tener un animal.

Para ello los padres debemos:

  • Explicar bien al niño qué significa tener un animal y cuál va a ser su responsabilidad. Esta debe ser adaptada a su edad. Pero desde pequeños se les puede dar alguna, como echarle agua en un recipiente o que acompañe a un adulto en paseos, cepillados o visitas al veterinario.
  • Explicar el proceso por el cual el animal va a llegar a nuestra casa. Se va a comprar en una tienda, en un albergue, a través de un conocido. Sea cual sea la opción elegida, es bueno que el niño entienda que un animal es un ser con sentimientos, al que se debe respetar y cuidar y que debemos intentar darle el mayor bienestar posible.
  • Implicar al niño en la elección del animal. Si el niño es pequeño es mejor escoger un animal tranquilo y juguetón, pero evitar los cachorros, ya que implican mucho más trabajo y dedicación.
  • Preparar juntos las cosas que se compren para el animal. Establecer dónde va a tener la comida, donde dormirá…
  • Los padres cumplen un papel importante a la hora de enseñar al niño cómo tratar al animal, a no considerarlo un juguete y respetar sus momentos de descanso. Se trata de hacer ver que es un miembro más de la familia y como tal ha de ser tratado.

Hay que tener en cuenta que para un niño o niña crecer con un animal es una experiencia muy enriquecedora y que le traerá muchas satisfacciones. En nuestra mano está que lo viva como una responsabilidad, lo que le ayudará a madurar y a crecer como persona.

Volver

4 comentarios de los usuarios

Quiero dejar un comentario
Icono de dos bocadillos

Escribe aquí tus comentarios

Normas de uso: No está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o injuriantes. Tu mensaje debe cumplir determinadas normas de buena conducta. Los mensajes que contengan descalificaciones personales, comentarios soeces o dañen el honor o la intimidad de otras personas o centros infantiles podrán ser eliminados.



Volver
Cerrar Cookies Política de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para realizar el análisis de la navegación de los usuarios y mejorar nuestros servicios. Al pulsar Acepto consiente dichas cookies. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, pulsando en Más información.